Stream On: Watch Live
Más que fútbol

Spotify presenta dos podcasts originales que descubren nuevos ángulos del deporte más popular de Latinoamérica

April 7, 2021

El fútbol es un tema inagotable. En Spotify los fans pueden encontrar podcasts con el análisis minucioso de jornadas en muchas ligas del planeta. Pero hay mucho más que decir sobre el deporte que más pasiones despierta en Latinoamérica y el mundo. Spotify presenta un par de podcasts que descubren nuevos e inesperados ángulos.

Para los amantes del fútbol y de las historias de crímenes reales, Spotify presenta su Fútbol a Muerte, un podcast que investiga los casos más emblemáticos en los que la tragedia le jugó sucio a este deporte en Latinoamérica. 

Conducido por la periodista deportiva Marion Reimers, la primera mujer en comentar una final de la UEFA Champions League, este podcast entrega ocho relatos de la vida real y en clave de suspenso que muestran, desde adentro, los atentados en el fútbol que impactaron a la región, permitiéndonos entender el contexto en el cual se dieron estos sucesos y reflexionar sobre la violencia que acompaña a este apasionante deporte.

El otro podcast es La Voz del Estadio, un podcast original en colaboración con Juanfutbol, que ofrece un punto de vista muy distinto al de los usuales comentaristas de este deporte. Conducido por Rodrigo Márquez Tizano, quien tiene una trayectoria en la literatura, la radio y la crítica cultural, junto a Jimena Rodríguez Gálvez, cada semana contará con un invitado distinto con el cual abordarán un tema central del infinito y rico mundo que gira alrededor de la pelota. 

For The Record habló con Marion Reimers y Rodrigo Márquez Tizano sobre su pasión por el fútbol y lo que los oyentes encontrarán en estos títulos. 

El Fútbol es un deporte que despierta pasiones, lo mejor y lo peor de las emociones humanas, ¿por qué crees que nos fascina este juego y las historias de crímenes reales que lo rodean? 

Marion: Creo que el fútbol en general nos fascina porque nos conecta con un sentido de comunidad y eso es siempre algo muy importante pero, también porque tiene esta facultad de ser absolutamente impredecible. Decía el escritor mexicano Juan Villoro que no hay ficción que supere la realidad del deporte. 

El fútbol es particularmente fascinante en ese sentido entonces ahí pensar en las historias de crímenes reales que lo rodean pues es un poco pensar justamente en situaciones oscuras que penetran la fantasía y de qué somos capaces las personas por una serie de situaciones que tienen al fútbol como eje rector pero que simplemente son, al igual que el fútbol, una muestra de nuestras falencias y nuestra humanidad.

¿Qué fue lo que más te sorprendió de las historias que se narran en el podcast?

M: Lo que más me sorprendió de las historias que se narran en el podcast es la impunidad con la que de repente se llevan a cabo ciertas acciones al interior del fútbol y cómo muchas veces discursivamente utilizamos la mal manejada palabra “pasión” tan manoseada a lo largo de la historia como para decir: “ah mira, como responden las personas de manera pasional”. 

Creo que eso no se lo podemos achacar al fútbol, se lo tenemos que achacar a la condición humana, a la falta de estado de derecho, a la falta de consecuencias en muchas situaciones para que se sigan repitiendo a lo largo y ancho de nuestro continente. 

Como una periodista de fútbol que ha abanderado el feminismo, ¿crees que la violencia en el deporte, -dentro y fuera de la cancha- está ligada a una cultura machista? 

M: Sí, creo que la violencia del deporte dentro y fuera de la cancha está ligada a una cultura machista sin ninguna duda. Las masculinidades tóxicas y la manera en la que entendemos las tribus, casi casi, al interior del deporte; el pensar que es ellos o nosotros y esta idea de las trincheras y de un bando y del otro pues lógicamente responde a una manera muy territorial, muy machista y muy masculina de ver el mundo. Entonces sin duda hay una intersección ahí que tenemos que buscar pelear contra ella.

Tizano, como escritor y como crítico, ¿a qué crees que se deba el furor que sienten los fanáticos? 

Tizano: Para los apasionados que hemos jugado de manera amateur, a los que platicamos de fútbol, a los que lo vemos, a los que nos reunimos con nuestra familia o con nuestros amigos para verlo, para jugarlo o para hablar de él, es una entrada a muchas otras cosas, una manera de socialización, también da una forma de entender el mundo.

Todo es un equipo, y cuando lo estas viendo estas sintiendo lo que probablemente sentías cuando lo veías con tu abuelo. El fútbol te puede devolver una parte de ese mundo, cura la orfandad de cierta manera. El problema es encontrar un medio donde tampoco permitamos que el fútbol moderno abuse de nuestras pasiones, que las monetice o las explote.

Con tantos años de experiencia, ¿qué es lo que te sigue emocionando de hablar del balompié? ¿Qué aspecto de todo este universo te apasiona más que cualquier otro? 

Tizano: Hay algo más grande que siempre atraviesa, o sea, me encanta la pelotita y el juego en sí, pero siempre hay algo que lo atraviesa y cuando empiezas a ver esas conexiones que hay detrás en temas sociales, migratorios, económicos, políticos que están ahí y se empieza a complicar, y a mi me gustan las cosas complicadas.

Entre todas las frases que hay en el fútbol, hay una del “FlacoMenotti que decía “el que solo sabe de fútbol, no sabe de nada” y tiene toda la razón, a mi no me interesa una persona que solo sepa de fútbol, porque sino no tienes punto de referencia.  

Escucha estos títulos a continuación, Fútbol a MuerteLa Voz del Estadio.